scorecardresearch

El calor también afecta al arte

María Collado
-

Se trata de una medida preventiva ante las elevadas temperaturas que sufre todo el país junto a la ausencia de aire acondicionado en el Museo de Navarra.

La tercera ola de calor comienza a afectar en algunos edificios públicos como es el caso del Museo de Navarra, que se ha visto obligado a tomar medidas y precauciones cerrando al público las tres últimas plantas y así contribuir al bienestar de los trabajadores y visitantes de las instalaciones. 

Uno de los principales incovenientes es la falta de ventilación ya que lo principal es la conservación de las piezas. La directora del servicio de museos del Gobierno de Navarra, Susana Irigaray, cuenta que "las piezas por parámetros de conservación no pueden cambiar bruscamente sus condiciones climáticas y por otra parte se tiene que evitar la entrada de insectos".

Además de conservar las piezas, las plantas cerradas rozan los 30ºC, por lo que también tienen que tener en cuenta los riesgos laborales ya que también hay una normativa que regula las condiciones de confortabilidad. 

El Museo de Navarra cierra tres plantas debido al calor El Museo de Navarra cierra tres plantas debido al calor - Foto: GOBIERNO DE NAVARRA

Aun así, ya "están licitando a cargo de fondos europeos un proyecto de eficiencia energética que va a paliar las cariencias del edificio en cuanto supermeabilidad de las condiciones en el exterior".

Mercedes Jover, directora del Museo de Navarra aclara que los contenidos de la parte visitable son interesantes y de los más importantes que el museo recoge. En cualquier caso, trabajan para dar el mejor servicio posible y por eso si alguien desea visitar en específico alguna obra ubicada en la tercera planta, como por ejemplo el 'Retrato del Marqués de San Adrián' de Goya, se podrá poner en contacto con la dirección y el personal del museo le acompañará para verlo. 

Jover, insiste en que se está trabajando lo máximo posible para la eficiencia del edificio y busca que estas acciones no tengan que volver a repetirse.

 

 

 

 

ARCHIVADO EN: Museo de Navarra, Navarra