scorecardresearch

El cara a cara más esperado

Agencias
-

Sánchez y Feijóo protagonizan mañana un primer enfrentamiento parlamentario en el Senado, que girará en torno al debate económico

El jefe del Ejecutivo y el presidente de los populares, en su primera reunión en la Moncloa el pasado abril. - Foto: Moncloa

En plena campaña electoral andaluza, los ojos están puestos estos días en los dos principales líderes nacionales. El presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, y el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, protagonizarán mañana su primer cara a cara en el Senado, un encuentro que marca una semana parlamentaria en la que el socialista también comparecerá en el Congreso para informar de las nuevas relaciones con Marruecos.

Ambos debatirán en la sesión de control de la Cámara Alta, a partir de las cuatro de la tarde. Será la primera ocasión en la que el líder de la oposición y senador por Galicia tomará la palabra en el Parlamento nacional, dos meses después de que fuera elegido presidente de su formación en el congreso extraordinario celebrado en Sevilla que puso fin al liderazgo de Pablo Casado y cuando se cumplen dos semanas de la toma de posesión de su escaño en el Senado.

Para su estreno, Feijóo ha escogido una cuestión de carácter económico, ya que pretende que Sánchez le aclare si su Gobierno «está a la altura de las necesidades de las familias españolas».

Dispondrá de siete minutos, entre su pregunta y la réplica, para su duelo dialéctico con el jefe del Ejecutivo, quien contará con el mismo tiempo para contestarle y cerrar un debate más amplio que los que tienen lugar en las sesiones de control del Congreso, limitados a cinco minutos entre pregunta y respuesta.

Con las buenas expectativas que las encuestas dan a Juanma Moreno, candidato al PP para revalidar la Presidencia de la Junta de Andalucía, el esperado enfrentamiento entre ambos líderes nacionales podrá ir más allá del asunto económico.

Sánchez deberá responder además a otras dos cuestiones en el Senado: a una pregunta de la portavoz de ERC, Mirella Cortès, sobre la falta de ejecución presupuestaria en Cataluña, y otra de la portavoz del PNV, Estefanía Beltrán de Heredia, sobre indemnizaciones a víctimas de los grupos armados de la «guerra sucia» contra ETA.

Otras cuestiones a tratar

Al día siguiente, el presidente acudirá al pleno del Congreso para explicar el nuevo estatus de las relaciones de España con Marruecos y su impacto respecto a Argelia, asunto objeto de críticas de los populares porque consideran que peligra el suministro de gas procedente de este país.

También dará cuenta Sánchez el miércoles de las conclusiones del último Consejo Europeo, del que se ha mostrado especialmente satisfecho porque entiende que se aceptaron los planteamientos españoles en materia energética.

Tras esta comparecencia se celebrará la sesión de control del Congreso, donde volverán a la palestra algunos de los asuntos políticos que más controversia han suscitado en la última semana, como el rechazo de Podemos, socio del PSOE en el Gobierno, a la cumbre de la OTAN o la polémica por la negativa de la Generalitat a admitir que se imparta un 25 por ciento de clases en castellano en Cataluña.