scorecardresearch

PSN saca adelante la ley del PAI con las propuestas de NA+

Navarra Televisión
-

El PSN ha sacado adelante su proposición de ley foral para estabilizar al profesorado del Programa de Aprendizaje de Inglés (PAI), al aceptar las enmiendas que había presentado NA+ a la norma.

El PSN ha sacado adelante este jueves en el pleno del Parlamento de Navarra su proposición de ley foral para estabilizar al profesorado del Programa de Aprendizaje de Inglés (PAI), al aceptar las enmiendas que había presentado Navarra Suma a la norma, lo que le ha asegurado el apoyo de la coalición de UPN, PP y Ciudadanos. El resto de grupos han votado en contra de la norma, lo que ha dejado patente las discrepancias entre PSN, Geroa Bai y Podemos, socios de Gobierno.

La ley foral, que ha sido aprobada en lectura única y urgente, tiene por objeto crear en la plantilla de la Administración foral puestos de trabajo de personal funcionario docente no universitario con perfil de lengua extranjera, de manera que, de conformidad con la ley estatal de medidas urgentes para la reducción de la temporalidad en el sector público, "se faculte la estabilización de unas 350 plazas de profesores adscritos al PAI, donde el índice de interinidad ronda el 70%".

Dado que la normativa estatal de ingreso en los cuerpos docentes "no prevé la exigencia de conocimiento en lengua extranjera" se invocan las "competencias de Navarra en materia de educación y función pública" para regular el ingreso y la provisión de los citados puestos.

Sacan adelante la ley para estabilizar al profesorado PAISacan adelante la ley para estabilizar al profesorado PAI

Para cubrir con personal funcionario de nuevo ingreso las plazas con contrato administrativo temporal asociadas al PAI, la norma foral alude a la ley estatal, donde "se autoriza una tasa adicional de estabilización que incluye los puestos de naturaleza estructural ocupados de manera ininterrumpida al menos en los tres años anteriores al 31 de diciembre de 2020".

El PSN ha admitido las tres enmiendas presentadas por Navarra Suma, que había planteado la aceptación de sus enmiendas como condición para aprobar la ley.

En una de las enmiendas, se recoge que las plazas que se estabilicen estarán sujetas a la imposibilidad de cambio posterior a otras de castellano o euskera (solo podrán participar en concursos de traslado y procedimientos de movilidad circunscritos a plazas PAI, con perfil de inglés).

En otra enmienda de NA+ se plantea que, una vez se consoliden estas plazas, se den los pasos necesarios para, previa evaluación e implementación de las "medidas adecuadas de atención a la diversidad", convertir el programa en modelo. Por último, Navarra Suma ha introducido que, mientras el PAI no sea un modelo, se garantice a los alumnos de todas las localidades navarras la posibilidad de cursar dicho programa "en las mismas condiciones que el alumnado de los distintos modelos (G-castellano, D-euskera, A-castellano con asignatura de euskera) del sistema educativo navarro". En la práctica, viene a suponer la posibilidad de abono de transporte y comedor cuando en la localidad de origen no haya un centro de esas características.

No han prosperado dos enmiendas defendidas por EH Bildu e I-E con el propósito de sustituir el contenido de la ley por un nuevo artículo único dirigido a asegurar que los procesos de estabilización de las plazas docentes de los programas de aprendizaje de lenguas extranjeras "se llevarán a efecto por el sistema general aplicable al resto del personal de las Administraciones Públicas de Navarra, en función de la plantilla orgánica y de conformidad con la legislación vigente".

En la defensa de la ley, la parlamentaria del PSN Inma Jurío ha afirmado que los plazos para estabilizar estas plazas son "muy limitados" y ha explicado que "para el 1 de junio de este año tienen que anunciarse las convocatorias de empleo público de estabilización, donde tenemos que decidir si entran las 350 plazas del PAI o si no entra y por lo tanto no estabilizamos".

Jurío ha reconocido que existe un "escollo" para estabilizar estos puestos por la normativa estatal, que impide exigir el requisito de idioma extranjero para acceder a los cuerpos docentes, pero ha afirmado que Navarra puede recurrir a sus competencias. "Sondeamos las posibilidades de acuerdo con nuestros socios de Gobierno. La oposición de nuestros socios ha sido frontal y no entendemos que se nieguen a estabilizar funcionarios en base a nuestro régimen foral, y lo hacen como no lo han hecho nunca, abrochándose a la normativa estatal, se han vuelto centralistas negando las posibilidades que tenemos como comunidad. Están negando al sistema educativo navarro conseguir la calidad y la excelencia que demandan miles de familias. Han llevado el debate a la confrontación de lenguas", ha asegurado.

El parlamentario de Navarra Suma Pedro González ha destacado que se debe centrar el debate en torno al futuro de "un personal altamente cualificado, que ya lo tenemos, y que va a tener la estabilidad necesaria para impulsar una escuela igualitaria e innovadora". También ha propuesto hablar "del futuro de un modelo, porque no dudamos de que el PAI será un modelo pese a quien pese" y ha destacado que el PAI "es elegido en uso de sus derechos por el 70% de las familias navarras". Frente a ello, ha afirmado que el nacionalismo lleva "veinte años de ataque indiscriminado, injusto y carente de todo sentido pedagógico" contra el PAI y ha dicho que "lo único que les importa es hundir el PAI". "Tienen mucho miedo a que las familias ejerzan su opción libremente", ha indicado.

La parlamentaria de Geroa Bai María Solana ha afirmado que "el acuerdo programático no recoge nada parecido" a la ley del PSN y ha asegurado que, "sin estar pactada con el Ministerio, es difícil que prospere y, de hacerlo, se abren dudas jurídicas, puede ser una fuente inagotable de recursos en los tribunales". "No es verdad que no hay otras vías que esta", ha añadido Solana, para citar "concursos de traslados, tratamientos en listas, comisiones de servicio o méritos". "No es cierto que quienes se oponen a esta fórmula con tan escasa seguridad jurídica estén contra la estabilización", ha señalado.

Según Solana, "los asesores jurídicos del departamento de Educación y Función Pública dan un pase con la nariz tapada a una propuesta que durante años han calificado de temeraria y desaconsejable". Además, ha añadido que el consejero sale de este debate "con el PAI como modelo debajo del brazo como si fuera consejero de un Gobierno monocolor cualquiera".

La portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, ha afirmado que la aprobación de esta ley es un "despropósito" y "una irresponsabilidad tanto por la forma como por el contenido". "Se ha hecho deprisa y corriendo, sin negociación, sin ningún ejercicio de escucha, y no tiene garantías jurídicas. Se han empeñado en decir que cuenta con garantías jurídicas y se han negado a esperar que haya un dictamen del Consejo de Navarra", ha asegurado. Sobre el fondo de la cuestión, ha considerado que "el objetivo no es mejorar las condiciones laborales de los trabajadores, se emplea como una excusa para blindar el PAI".

Por parte de Podemos, Ainhoa Aznárez ha afirmado que su grupo "no está en contra del plurilingüismo y no está en contra de la estabilización del profesorado, todo lo contrario, pero no estamos de acuerdo con la iniciativa presentada, ni en las formas, ni en el fondo, por la inseguridad jurídica con que nos vamos a encontrar, aspectos que han dejado de manifiesto los sindicatos representados en la Mesa Sectorial de Educación". "Si tanto ocupa y preocupa a este Gobierno la estabilidad de las plantillas lo lógico hubiese sido haber encontrado un acuerdo político y sindical", ha señalado.

Finalmente, la portavoz de I-E, Marisa de Simón, ha afirmado que esta semana ya pidió al PSN que retirara esta proposición de ley, porque "legalmente abre un sistema paralelo de acceso a la función pública en Navarra unas vacantes que no existen". "Aunque solo fuera por el principio de precaución, a la espera de que pronuncie el Consejo de Navarra, nos parece irresponsable que el PSN haya mantenido esta propuesta, que se sitúa fuera de los procedimientos selectivos de acceso a la función pública docente y no tiene pase", ha asegurado.