scorecardresearch

Los cuatro objetivos principales del Barça

-

Lewandowski, Koundé, Bernardo Silva y Raphinha son los deseados en el Camp Nou

Robert Lewandowski, en una imagen de archivo.

Apenas un mes después de finalizar una temporada muy escabrosa, el Barcelona tiene ya numerosos frentes abiertos en lo que a movimientos, tanto de salida y de entrada, de jugadores.

La lista de posibles llegadas ya es bastante alargada, a pesar de que el club está atado de pies y manos por su complicada situación financiera a la hora de realizar cualquier tipo de contratación. Dos futbolistas esperan ya en la rampa de entrada para ser anunciados: Christensen (defensa central) y Frank Kessié (centrocampista).

Sin embargo, los deseos, tanto de Xavi Hernández como de la dirección deportiva encabezada por Joan Laporta, son mucho mayores. Activando las llamadas 'palancas' económicas, el cuadro culé quiere aspirar a realizar varios refuerzos que supongan un aumento drástico del nivel de la plantilla. 

Esos jugadores tan ansiados son Jules Koundé (Sevilla), Robert Lewandowski (Bayern de Múnich), Bernardo Silva (Manchester City) y Raphinha (Leeds United). 

El central del conjunto hispalense está considerado como una opción prioritaria para la zona central de la defensa blaugrana, sobre todo si se confirma el descenso de protagonismo de Gerard Piqué en la misma.

El bloque andaluz le busca salida, pero no a cualquier precio, ya que el Chelsea estaba dispuesto a ofrecer una suma superior a los 60 millones de euros, algo, en principio, inalcanzable para un Barcelona muy mermado.

Bernardo Silva presenta una situación similar a la de Koundé. El luso es una de las peticiones expresas del entrenador culé para reforzar el centro del campo y dotarlo de una pieza polifuncional tanto en la medular como en el frente de ataque. Lo que le distancia mucho del Camp Nou es lo que pide el City por el jugador: 80 millones.

Raphinha es la gran baza si Ousmane Dembélé termina abandonando el Barça, por lo que su llegada es una incógnita. Eso sí, el Leeds no piensa soltarlo a cualquier precio: ya ha informado a sus perseguidores de que empezará a hablar a partir de los 65 millones de libras.

Opción segura

Entre tanto negativismo, la opción más segura es la de un Lewandowski que sigue declarando su firme intención de recalar en el Barcelona la próxima temporada y deberá alcanzar una solución con el Bayern.