scorecardresearch

Conoce la trastienda de los churros de La Mañueta

Navarra Televisión
-

El Palacio del Condestable acoge desde hoy y hasta el 20 de agosto una colección fotográfica de uno de momentos tradicionales de la vida diaria de Pamplona, la labor de la churrería de la calle Mañueta.

Conoce la trastienda de los churros de La Mañueta

La propuesta artística del mismo nombre, 'La fragua de Vulcano (Churrería La Mañueta)', es del fotógrafo pamplonés Pío Gerendiain y este jueves la han presentado públicamente el autor y el director del Área de Cultura e Igualdad del Ayuntamiento de Pamplona, Jorge Urdánoz.

Alude el título al taller de Vulcano, dios romano del fuego, y en el panteón clásico patrón de los oficios relacionados con los hornos. En ella Guerendiáin ofrece al público 40 instantáneas de la trastienda de la churrería, una "fragua alimenticia" en la que el artista –como los artífices de este alimento- se mueve entre aceite, humo, leña y calor.

Conoce la trastienda de los churros de La MañuetaConoce la trastienda de los churros de La Mañueta

La cita con los tan castizos churros, es un momento esperado en fechas señaladas ya que esta "fragua" se pone en marcha unos pocos días al año para mantener la tradición familiar.

Conoce la trastienda de los churros de La MañuetaConoce la trastienda de los churros de La MañuetaY frente a este oficio tradicional de resabio popular, la apuesta del fotógrafo por la nueva tecnología fotográfica, también muy querida por el gran público: las instantáneas realizadas con el móvil.

La sensibilidad de las cámaras de los teléfonos inteligentes ha permitido a Guerendiáin recoger imágenes de difícil producción, dadas las condiciones de contraste de luz en las cocinas, explica el consistorio en una nota.

Como segundo reto personal, el autor se planteó salir de su apuesta habitual por el "blanco y negro", una querencia que ha quedado plasmada en instantáneas de todo tipo, desde motivos taurinos a citas como los Encuentros de Arte de Pamplona de 1972. En 'La fragua de Vulcano (Churrería La Mañueta)' el fotógrafo apuesta por el color.

Guerendiáin es cliente habitual de este establecimiento ya que en Sanfermines, antes de fotografiar el encierro desde su famosa "gatera" en Estafeta 1, encargaba diariamente lo que en la trastienda llamaban "La rosca de Pío", una rosca normal, un poco tostada.

Esa relación frecuente con los churreros le hizo testigo de excepción de un oficio que la ciudadanía puede ahora contemplar en sus instantáneas.