scorecardresearch

Camela pone el broche a los conciertos sanfermineros

Navarra Televisión
-

A punto de cumplir 30 años sobre los escenarios, el dúo madrileño ha revolucionado con su reinterpretación de la rumba el panorama musical en las últimas décadas.

Camela cierra los conciertos Sanfermineros por todo lo alto

Camela, creadores de la tecno-rumba y con un puesto en el podio de los grupos con más discos vendidos en los últimos tiempos a nivel nacional, han sido los encargados de cerrar el ciclo de conciertos de la Plaza de los Fueros.

Este espacio ha traído a Pamplona durante estos Sanfermines una mezcla de ritmos actuales y urbanos, combinando el pop, el rock, el trap, el rap, el hip-hop y, ahora, la tecno-rumba.

El dúo madrileño ha revolucionado con su reinterpretación de la rumba el panorama musical en las últimas décadas. Atrás quedan sus primeros pasos, en 1994, cuando lanzaron su primer disco de estudio. Ahora a punto de cumplir treinta años sobre los escenarios pueden presumir de que prácticamente toda España conoce alguno de sus temas.

Reyes de la música en casete durante años, música de carretera, en 2019 decidieron echar la vista atrás publicando 'Rebobinando', un álbum recopilatorio que ilustraron, precisamente, con una cinta de casete. Una edición especial por su 25 aniversario, en el que no faltaron temas como 'Cuando zarpa el amor', 'Háblale de mí' o 'La estación del querer', pero cantadas a dúo con artistas como David Bisbal, Juan Magán, Taburete, Pitingo o Antonio Carmona, entre otros.

Ángeles Muñoz y Dioni Martín están detrás de este fenómeno musical, que hasta hace unos años también integraba Miguel Ángel Cabrera. Todos ellos, amigos desde la infancia, no dudaron en unirse para poner ritmo a las horas y componer canciones con las que hacer bailar y disfrutar a cuantos les escuchan. Temas en los que cuentan historias cotidianas, de amor y desamor, desengaños y reconciliaciones.

Un concierto muy bien acogido por el público y que no ha dejado decepcionados a los asistentes, ya que han conseguido cerrar los conciertos por todo lo alto.