scorecardresearch

El desenlace de Anna y Olivia "está en mitad del Atlántico"

Navarra Televisión
-

Manu Marlasca repasa el salto cualitativo en la resolución de crímenes a través de la incorporación de la tecnología, "los avances científicos hacen que se resuelvan los casos más rápido y no es fácil desaparecer sin dejar rastro", afirma.

Los sucesos siguen ocupando parte de la actualidad informativa y, en muchas ocasiones, son las noticias más vistas por el espectador. Manu Marlasca García, periodista especializado en sucesos, se sienta 'Cara a cara' para hablar de crímenes, casos mediáticos que han conmocionado a todo el país y la relación entre el periodismo y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado a la hora de resolver un asesinato. Lleva más de tres décadas cubriendo este tipo de información y señala que "los avances científicos hacen que se resuelvan los crímenes más rápido". 

 

 

Manuel Marlasca GarcíaManuel Marlasca García

"No es fácil desaparecer sin dejar rastro"

 

"Los periodistas no somos quiénes para hacer un dictamen sobre lo ocurrido", explica. Sin embargo, sobre la desaparición de Anna y Olivia junto a su padre, Tomás Antonio Gimeno, en Tenerife y que tiene en vilo a todo el país, Manu Marlasca señala que "la experiencia me hace pensar lo que ha podido ocurrir. La explicación más lógica de lo que ha pasado se encuentra en mitad del Atlántico no se encuentra en Cabo Verde ni en ningún lado”.

Manuel Marlasca GarcíaManuel Marlasca García

En estos momentos de inmediatez y de absoluta dependencia de las nuevas tecnologías, Marlasca destaca que "no es fácil desaparecer sin dejar rastro, los asesinos son gente al 99,9% igual que nosotros pero dan un salto a eso tan terrible que es quitar una o dos vidas”. De hecho, apunta que "gente que jamás pensarías que podría cruzar esa línea de quitar la vida a alguien la acaba cruzando”. 

 

 

Manuel Marlasca GarcíaManuel Marlasca García

"En el 11-M los políticos no se unieron, todos quisieron sacar beneficio de ello"

 

Durante la entrevista, Manu Marlasca se define como un periodista tradicional, "no me interesan mucho los criminales, no son tipos interesantes, sí me interesan las víctimas", destaca.

Manuel Marlasca GarcíaManuel Marlasca García

Con una mirada retrospectiva, el periodista explica que "en los últimos tiempos la tecnología se ha incorporado en el crimen". "Con los sucesos cualquiera empatiza. Nos recuerdan lo frágil que es nuestra vida y lo frágil que es todo", dice en relación a la espectación que crean estos casos. "No creo que la gente lo vea por el morbo, los periodistas informamos y ellos tienen la capacidad de empatizar", recalca.

En la misma línea, sostiene que "el crimen perfecto no existe, si el asesino se sale con la suya es porque no hay nexo con lo ocurrido o por errores de la investigación". 

 

 

"La Guardia Civil cometió errores en el crimen de Alcàsser"

 

Uno de los casos más mediáticos en la década de los 90 y que sobrecogió a todo el país fue el crimen de Alcàsser. "En este caso se sabe lo que pasó, la incógnita está en Antonio Anglés, mató por puro placer y sabía que no iría a la cárcel", insiste. 

"La Guardia Civil cometió errores y las niñas de Alcàsser se cruzaron con dos tipos muy malvados, este suceso nos metió en la modernidad del crimen", concluye.