Detenidos en Navarra por tráfico y fabricación de armas

Navarra Televisión
-

Los detenidos, un hombre y una mujer, se dedicaban además al tráfico de sustancias estupefacientes.

La Guardia Civil, en el marco de la operación Breda, ha detenido a dos personas en Navarra y ha investigado a una tercera en el País Vasco como presuntos autores de delitos de tráfico de armas, tenencia ilícita de armas y contra la salud pública.

La operación se inició en el mes de julio de 2019 cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento a través de Correos de un envío postal que contenía dos armas cortas y varios cartuchos metálicos.

Tras la posterior apertura del paquete en sede judicial, se pudo confirmar que una de las armas era una pistola detonadora modificada para hacer fuego con munición metálica, ha informado la Guardia Civil en un comunicado.

Detenidos en Navarra por tráfico y fabricación de armasDetenidos en Navarra por tráfico y fabricación de armas - Foto: ARCHIVO

Una vez identificado el emisor del paquete postal, y tras la investigación realizada por efectivos del Servicio de Información de la Guardia Civil, se pudo constatar que esta persona, además de cometer los delitos de tráfico de armas y tenencia ilícita de armas, tenía como actividad el tráfico de sustancias estupefacientes.

Una vez recopiladas suficientes evidencias y tras la completa identificación del remitente y receptor de las armas y los cartuchos, durante la mañana del pasado 16 de marzo se procedió a la detención de los presuntos autores del delito y, con la preceptiva orden judicial, se realizaron varios registros domiciliarios en localidades de Navarra, Álava y Bizkaia.

Durante el transcurso de dichos registros se intervinieron dos armas cortas (pistolas); una escopeta de cañones recortados; un arma artesanal de dos cañones paralelos; un cañón de pistola en proceso de fabricación; 156 cartuchos de fogueo 9 mm con rodamiento encastrado; 171 cartuchos de fogueo de 9 mm en proceso de modificación; y maquinaria y herramientas para la transformación de armas y municiones tales como un taladro de columna, una radial, pistolas de termofusión, soldadores, etc).

También se intervino una katana; dos llaves de pugilato; dos juegos de ganzúas de 10 unidades; medio kilogramo de cogollos de marihuana; más de dos kilos de hoja de marihuana; útiles para el cultivo 'indoor' de marihuana y su posterior procesamiento; una bolsa con speed; tres básculas de precisión; sustancias precursoras para la elaboración de metanfetamina; 14.500 euros en metálico; seis teléfonos móviles; varios dispositivos de almacenamiento USB y varios dispositivos informáticos.

Con la presente actuación se ha impedido que las armas y municiones incautadas llegaran al mercado negro, evitando que pudieran haber sido utilizadas para la comisión de actos violentos, han destacado desde la Guardia Civil.

Según ha indicado, esta operación está enmarcada dentro del Plan Integral para el Control de las Armas de Fuego (PICAF) de la Guardia Civil que, al ser el cuerpo que a nivel nacional tiene encomendada en exclusiva la competencia sobre el control de armas y explosivos, ejerce un control sobre las mismas.

La operación ha sido desarrollada por efectivos del Grupo de Información de Navarra, en coordinación con la Jefatura de Información de la Guardia Civil (UCE 3), con el apoyo del Grupo de Acción Rápida (GAR), Grupos de Información de las Comandancias de Bizkaia, Álava, Cantabria y Burgos, Intervención de Armas de Navarra, Unidad Orgánica de Policía Judicial de Navarra y Servicio Cinológico.

La operación se ha desarrollado bajo la dirección de la juez titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Nº 1 de Tafalla y la Fiscalía de Navarra.

Una vez finalizadas las actuaciones policiales, los detenidos fueron puestos a disposición judicial y la juez ha decretado prisión provisional sin fianza para uno de ellos y libertad provisional con comparecencias quincenales en el juzgado para el otro.