Un doblete de Gallego certifica la salvación de Osasuna

Gonzalo Velasco
-

2
Osasuna
1
Leganés
Finalizado
La necesidad visitante se notó en El Sadar. Tras el primer gol de Gallego, su estreno como rojillo, los pepineros fueron superiores y gozaron de ocasiones como para llevarse los tres puntos de Pamplona; aunque el ariete, en el descuento, sentenció.

Un doblete de Gallego certifica la salvación de Osasuna - Foto: LaLiga

El entrenador de Osasuna, Jagoba Arrasate, introdujo cinco cambios en el once titular con respecto al que ganó al Alavés en Mendizorroza unos días antes. Dos de esas novedades fueron obligadas pues David García, único futbolista rojillo que había disputado todos los minutos tras la reanudación del campeonato, y Oier estaban sancionados por acumulación de amonestaciones. Unai García y Brasanac fueron sus relevos. Mérida obtuvo su primera titularidad en lugar de Moncayola, Adrián sustituyó a Arnáiz, que no pudo jugar por la denominada ‘cláusula del miedo’, y Estupiñán retornó al lateral izquierdo en detrimento de Lato, autor del gol del triunfo en Vitoria.

El partido no pudo comenzar mejor para los navarros pues Enric Gallego conectó una impresionante chilena tras un centro por la izquierda de Fran Mérida en el minuto 8. Primer tanto del potente ariete cedido por el Getafe en el pasado mercado invernal.

El Leganés, que estaba obligado a ganar para intentar salir del descenso respondió cuatro minutos después con una internada  de Ruibal por banda derecha, recorte a Aridane dentro del área y providencial Unai García blocando el disparo del jugador pepinero. Acto seguido, Guerrero gozó de un remate de cabeza en área pequeña que acabó en las manos de Sergio Herrera. El Leganés gozó de una buena falta directa al borde del área que, afortunadamente para Osasuna, Kevin lanzó a la barrera. Guerrero quiso aprovechar el rechace con un nuevo disparo desde la frontal que se fue alto.

- Foto: LaLiga

En el minuto 36, Rubén García botó una falta a pierna cambiada desde la derecha, Aridane no llegó al remate de cabeza pero un defensa del Leganés dejó el balón en el área pequeña sin que encontrara ningún jugador de Osasuna. Los visitantes emprendieron una contra con un dos para uno sobre Nacho Vidal lo que permitió a Bryan Gil gozó de un mano a mano con Sergio Herrera. El burgalés salió a tapar hueco y el jugador pepinero disparó al cuerpo del arquero. Poco más hasta el descanso. El Leganés se jugaba la vida y se notó tras el tanto de Gallego. Los madrileños merecieron más pero se marcharon a los vestuarios por debajo en el marcador.

La segunda parte se reanudó como acabó la primera: con ocasión para el Leganés. Centro por la derecha de Avilés, que entraba al terreno de juego al descanso, y remate de cabeza de Guerrero que se fue alto. Fue precisamente el joven lateral del conjunto pepinero el que empató el partido a los cinco minutos de permanecer en el campo. Avilés lanzó un misil desde fuera del área que batió a Herrera. El portero burgalés evitó la remontada tres minutos después al despejar otro fuerte disparo, ésta vez de Kevin.

El Leganés dominó en la segunda parte. Brasanac y Mérida estuvieron desaparecidos. Estuvo más cerca el segundo tanto visitante que el local. Bryan Gil buscó de nuevo gol con un disparo desde el pico del área que se marchó ligeramente desviado. Los madrileños asediaron el marco local pero sin puntería. Arrasate realizó un doble cambio en el 62 dando entrada a Íñigo Pérez y Moncayola por Mérida y Brasanac. Misma acción a diez minutos para el final cuando el técnico vizcaíno sacó al terreno de juego a Cardona y Lato por Adrián y Rubén García. El último cambio en Osasuna se produjo a dos minutos para el 90. Barja ‘redebutó’ en su primera aparición tras el parón. A pesar de que el Leganés tuvo el balón no volvió a llegar con serio peligro sobre el marco rojillo, los locales no sólo aguantaron el resultado sino que sumaron un inesperado triunfo visto el devenir del choque. Cardona tuvo una gran oportunidad para en el 94 que desvió el meta rival. Al minuto siguiente fue Gallego el que probó con un duro disparo que Cuéllar envió a córner. A la salida del mismo, el ariete remató al fondo de la red para hacer su doblete y dar la permanencia virtual a Osasuna más un duro castigo para el Leganés.

- Foto: LaLiga

El conjunto navarro duerme con un colchón de quince puntos sobre el descenso que, en el peor de los casos, será de catorce; aunque, para ello, el Espanyol deberá ganar al Real Madrid en el partido que cierra la jornada del domingo.

- Foto: LaLiga