VW Navarra apoya a los trabajadores de Nissan y Alcoa

Navarra Televisión
-

El comité de la fábrica de Landaben dice que las noticias en Volkswagen Navarra tras retomar la actividad son "positivas".

Representantes del comité de empresa de Volkswagen Navarra se han concentrado este martes en la puerta principal de la fábrica para mostrar su "apoyo y solidaridad" con los trabajadores de Nissan en Barcelona, después de que la empresa anunciara el cierre de la planta, y de Alcoa en Lugo, afectados por un despido colectivo.

El presidente del comité de empresa de Volkswagen Navarra, Alfredo Morales, ha trasladado en nombre de la plantilla de la fábrica navarra "todo el ánimo y la fuerza en un momento tan complicado como éste" para los trabajadores de ambas plantas.

Morales ha reconocido que la situación de Volkswagen Navarra "es el contrapunto a todo lo que estamos viviendo a nuestro alrededor" y ha señalado que "las noticias que nos llegan de esta primera arrancada que hemos tenido después del confinamiento en nuestro mercado afortunadamente son positivas, nuestros vehículos van saliendo y nuestros clientes en los mercados potenciales europeos están respondiendo de manera positiva".

VW Navarra apoya a los trabajadores de Nissan y AlcoaVW Navarra apoya a los trabajadores de Nissan y Alcoa

Una vez que la fábrica ya está trabajando con dos turnos, Morales ha explicado que está previsto que se retome el tercer turno en la tercera semana de agosto y ha explicado que "todos deseamos y esperamos cumplir con esa perspectiva porque será señal también de que todo está funcionando con normalidad y no tenemos datos que indiquen lo contrario".

En lo relativo a la situación de Nissan y Alcoa, en un manifiesto, el comité de Volkswagen Navarra, formado por UGT, CCOO, ELA, LAB, CGT y CCP, cuestiona "cómo se puede permitir que empresas referentes en sus Comunidades Autónomas, las cuales han aportado ingentes cantidades de dinero en subvenciones para su desarrollo, tomen la decisión de la noche a la mañana de cerrar sus plantas y dejar en una situación muy compleja a miles de familias que han colaborado con su esfuerzo a generar millones y millones de beneficios".

El manifiesto del comité de Volkswagen destaca que el sector del auto representa en España el 10 por ciento del PIB y el 19 por ciento de la exportaciones, generado más de 300.000 empleos directos y más de 2 millones de empelos indirectos. Los sindicatos consideran que "estas cifras deben hacer recapacitar en primer lugar al Gobierno central sobre la necesidad de establecer planes de futuro, desarrollo y viabilidad de un sector en el que la toma de decisiones no está en el país, sino a miles de kilómetros, por lo que también reclamamos la intervención del Gobierno europeo para legislar y regular las decisiones de las multinacionales". "De igual manera ocurre con el sector de la energía, que debe ser sometido ya a una regulación clara por parte del Gobierno", añaden.

Los sindicatos señalan que "no podemos permitir que el coronavirus, la nueva normalidad, la crisis que lleva tiempo anunciándose y la transición al coche eléctrico se lleven por delante miles de empleos directos e indirectos, y es por ello por lo que exigimos responsabilidad a los gobiernos y responsabilidad social a las empresas, para que nadie se quede atrás".

El comité de Volkswagen considera que "se debe hacer frente común entre sindicatos, administraciones y el conjunto de la sociedad para poner a la economía a nuestro servicio y no a las personas al servicio de la economía, y ahora tenemos una buena oportunidad". "De lo contrario, ¿qué habremos aprendido?", plantea.

Por ello, el comité ha mostrado su apoyo a "la lucha que han iniciado los compañeros de Nissan y Alcoa en defensa de sus puestos de trabajo, solidarizándonos con todos y cada uno de los actos que lleven a cabo, porque su lucha es la nuestra".

Según ha explicado Alfredo Morales, la plantilla de Volkswagen Navarra va a recaudar fondos "para intentar humildemente aportar todo lo que podamos para los compañeros que están atravesando seguramente por una situación compleja en todos los sentidos, anímicamente y también económicamente, porque son momentos de mucha dificultad".

Morales ha señalado que "siempre hay soluciones" y ha subrayado que "tiene que haber voluntad por las partes, estoy convencido de que la habrá por parte de la Administración y sin duda también por parte de los sindicatos". "Yo creo que es cuestión de voluntad de sentarse, de analizar cuál es la industria que queremos y qué tipo de sector automovilístico queremos para los próximos años. Siempre tiene que haber soluciones para que esas miles de familias no se queden frente a un horizonte muy negro", ha dicho.